15 nuevos consejos para ser un buen talento al aire

Fuente: Radio Notas ®.
15 nuevos consejos para ser un buen talento al aire
Manejo de micrófonos, no gritar al aire, entregar la cabina en orden, darles vida a sus comentarios... estas y otras recomendaciones en esta nota.
Los pequeños detalles pueden marcar una gran diferencia.
Su trabajo como locutor o presentador de un programa no se limita a abrir el micrófono y decir lo primero que se le ocurra.

01.- Recuerde que usted trabaja con otras personas y que el oyente siempre estará juzgando si lo que usted hace es atractivo.
Hoy, más que nunca, es muy fácil encontrar música y opciones de entretenimiento. Y aunque hay reglas básicas, los pequeños detalles son los que pueden marcar la diferencia. Aquí hay algunas ideas:
Recuerde: su mejor turno (o programa) nunca estuvo tan bueno como usted pensaba y su peor turno (o programa) no fue tan malo como usted creía.
02.- No ingiera alimentos en cabina y mantenga las bebidas alejadas de los equipos. Es de buena educación y de simple cortesía dejar en orden su estudio después de su programa para que esté listo para el próximo locutor.
03.- Respete y quiera a la gente del departamento técnico y de ingeniería. Son personas que saben muchas cosas y se preocupan por la emisora tanto como usted.
04.- Compórtese como un ser humano. Nadie quiere escuchar a un robot. Hable con la gente. Interésese por lo que pasa en el mundo. Lea. Cuente pequeñas historias.
05.- Aprenda a manejar los micrófonos. No se pegue al micrófono pues distorsionará su voz. Si usted habla demasiado cerca producirá también lo que se conoce como ‘popeo’. Ensaye y vea cuál es su distancia apropiada. Algunos necesitan hablar más cerca que otros.
06.- Nunca se sabe en qué momento lo podría estar escuchando su próximo jefe potencial. Si usted no se identifica a sí mismo ni a la emisora, le está poniendo las cosas difíciles a esa persona para que lo reconozca.
07.- Sea consciente de sus competidores. Escúchelos y evalúe honestamente lo que están haciendo. Si alguien estuviera comparando su emisora con una de la competencia, ¿en cuál se quedaría? ¿Lo suyo es mejor que lo de ellos?
08.- Hay formas más entretenidas de presentar una canción que simplemente decir: “Ahí sonaba ‘Vaina loca’ de Ozuna, y ahora les presento a Sebastián Yatra con su nuevo éxito ‘No tiene novio’…”. Hay muchas formas diferentes de ‘vender’ las canciones. La variedad es la clave para enriquecer sus contenidos.
09.- No grite… Una cosa es estar animado y otra es gritar. Y si siente que su voz suena muy bajito, simplemente chequee los niveles de volumen. A la gente no le guste que le griten, ni en la radio ni en la vida real.
10.- Si usted tiene la suerte de contar con un asistente que responda las llamadas, apoyarlo en la parte técnica, traerle el café, recibir a los invitados, etc., no tiene que hablar de ello al aire. Se ha vuelto muy común que los locutores hablen con sus asistentes y se olviden del oyente. Eso es una señal de falta de contenido y producción.
11.- Los buenos entrevistadores son los que mejor saben escuchar. Hay que prestarle atención a lo que dice el entrevistado. Esto le ayudará a usted a hacer la siguiente pregunta.
12.- Es muy importante preparar con anticipación su primera salida al aire. Comenzar con pie derecho le dará confianza para el resto del programa. Por el contrario, si usted comienza mal, las demás salidas al aire se caerán como una fila de fichas de dominó. No importa si tiene que escribir lo que va a decir. Asegúrese de que salga lo mejor posible.
13.- Aunque puede ser divertido contar anécdotas de su vida en las redes sociales o al aire, piense si está involucrando a personas que no quisieran que se hablara de ello. Pueden ser amigos, familiares, incluso su esposa o hijos. ¿Cómo les impacta lo que usted habla?
14.- Conducir un programa de radio se parece a animar un circo. Hay que darle la bienvenida al público, presentar los actos, mantener a todos informados sobre lo que está sucediendo, asegurase de que todo sea entretenido… y cuando algo sale mal, resolverlo con confianza y volver a encarrilar el show.
16.- Y aquí está mi última recomendación: mantenga frente a usted un pequeño cartel o un post-it que diga: “¿Qué tanto le importa al oyente lo que estoy diciendo en este momento?“.
Conclusión
Tómese esta profesión en serio. Hacer buena radio requiere práctica. Como todos los oficios, la perfección se logra con el tiempo. No deje que su talento lo aleje del profesionalismo. Sin preproducción y disciplina, usted será un locutor más… uno del montón.

900 anunciate aqui.

Dirección Ricaurte 508 y Quito