Lee esta carta cuando te sientas sin rumbo

Fuente: Soy Carmín.
Lee esta carta cuando te sientas sin rumbo.
Los caminos se hacen con nuestro andar, ese es el verdadero sendero, no el que ya guarda las huellas de otros, hay que caminar el propio.
Los problemas existenciales nos atacan en todas nuestras etapas de vida, caer dentro de ellos y no salir es decisión propia. Una mujer fuerte e inteligente sabe que después de un momento triste siempre hay alegría, pues los paisajes grises no duran para siempre, porque para resultar ese color se deben mezclar otros dos.
Lee esta carta cuando te sientas perdida en un laberinto que aparentemente no tiene salida:
Hay momentos en los que sentimos que nuestro andar no tiene rumbo ni dirección que caminamos por caminar, incluso que estamos caminando en círculo pues no salimos de donde mismo y volvemos al mismo sitio una y otra vez.
Es necesario parar y pensar qué quiero de la vida para mí y los míos, porqué estoy así, y en este mismo lugar, visualizar lo que quiero y empezar a labrar un camino donde no haya pisado antes.
Me encontraré con piedras y cualquier tipo de obstáculos, pero nada que no haya quitado o esquivado antes, pero será un rumbo distinto por el cual aprenderé y viviré nuevas experiencias, lo importante es tener el valor para levantar la cara e iniciar de nuevo.
Los caminos se hacen con nuestro andar, ese es el verdadero sendero, no el que ya guarda las huellas de otros, hay que caminar el propio,
Mi destino depende de mí, no de los demás, la vida que quiero la escojo yo, es por eso que es importante pensar y valorar situaciones a la hora de tomar decisiones en donde se esté involucrado o involucrada.
No depender de nadie para lograr mi propia felicidad y bienestar emocional y mental, no mendigar sentimientos como el amor, cariño y atención, pues esos llegan solos sin precio ni condiciones, sin compromisos o a la fuerza.
No hay que tener miedo para caminar sola, sé que en algún momento encontraré el camino que siempre desee caminar y que lo haré bien y disfrutaré al máximo, sin retroceder.
Lo importante es creer en mí misma, creer que soy valiosa e independiente, libre, inteligente y fuerte.
Soy una persona con libertad para elegir, pensar, hablar y volver a equivocarme pero lo importante es darme cuenta y saber lo que sí y lo que no quiero para mí, no desistas nunca y empieza ahora…
Por: Perla Ma. Gómez.

 

900 anunciate aqui.

Dirección Ricaurte 508 y Quito